Arrestan entrenador de béisbol y otros extranjeros sorprendidos con varias menores desnudas

Santo Domingo.- El Partido Revolucionario Dominicano (PRD), presidido por Miguel Vargas, afirmó este sábado que esa organización seguirá en el recuadro número 3 de las boletas electorales, pese a la resolución emitida por el Tribunal Superior Administrativo, que le otorga esa posición al Partido Reformista Social Cristiano (PRSC).
Mediante un comunicado remitido a la prensa, agregan que su asignación en esa casilla la dispuso la Junta Central Electoral (JCE) mediante resolución 49/2020 y la misma continua vigente para las elecciones del 5 de julio próximo.
En tanto, señalan que la referida resolución, dictada por la JCE, habla sobre el orden numérico en que deberán figurar los partidos políticos con derecho a participar en las elecciones extraordinarias presidenciales, senatoriales y de diputaciones del 5 de julio de 2020, “tanto en documentos oficiales electorales y en los recuadros de las boletas electorales, será el mismo con  el que participaron dichas organizaciones en las pasadas elecciones generales del nivel municipal, es decir, el de los votos válidos obtenidos por las organizaciones políticas en el nivel presidencial, en  las elecciones del año 2016”.
En ese sentido, aseguran que como el PRD obtuvo 270,450 voto válidos en las pasadas elecciones generales del 2016 continuará en esa posición.
El TSA remitió este sábado el fallo en favor del Partido Reformista Social Cristiano (PRSC), quien volverá a ocupar la casilla número tres de la boleta electoral, luego de que la alta corte rechazara el recurso contencioso presentado por el Partido Revolucionario Dominicano (PRD), que hasta este momento ocupaba ese puesto.
Según la sentencia número 0030-03-2020, del pasado 21 de mayo, el Tribunal rechazó el recurso interpuesto por el PRD, contra una resolución fechada en diciembre de 2019, dictada por la Junta Central Electoral, que estableció el promedio de votos como criterio para definir el orden de los partidos en la boleta.
El TSA argumentó que la JCE procedió amparada en su facultad reglamentaria al anular la resolución que establecía que el orden los partidos en la boleta se establece en base a la media por la sumatoria de los votos obtenidos en todos los niveles de elección.