MICM supervisa el mercado fronterizo de Jimaní-Mallepasse

JIMANÍ, INDEPENDENCIA. – Con el objetivo de verificar el cumplimiento de las regulaciones vigentes en materia de comercio fronterizo de bienes, el Ministerio de Industria, Comercio y Mipymes (MICM) y el Ayuntamiento de Jimaní recorrieron el mercado binacional de ese municipio que limita con el puesto de Mallepasse, en Haití.
Miguelina Estévez, encargada del Departamento de Regulación de Mercado Interno, y un equipo de la Dirección de Comercio Interno, socializaron con comerciantes de la zona la Ley 216-11 en una charla en la sede del Ayuntamiento, informó una nota de la Dirección de Comunicaciones del ministerio.
La ey 216-11 establece disposiciones especiales para dinamizar la economía de las provincias Dajabón, Elías Piña, Jimaní y Pedernales, donde a principio y fin de semana (lunes y jueves, en el caso de Jimaní), se abren las puertas de la frontera para que haitianos y dominicanos intercambien productos.
Jimaní, provincia Independencia, es el segundo mercado en importancia en la zona fronteriza, después de Dajabón, y en él participan más de 23,976 personas, entre vendedores y compradores, según un censo del Centro de Exportación e Importación (CEI-RD), de 2010, explicó Estévez.
“El mercado de Jimaní-Mallepasse presenta buenas perspectivas de crecimiento pese a su escaso desarrollo en infraestructura y organización”, dijo Estévez, quien añadió que por este punto se registra el 80% del comercio formal del país con Haití.
El mercado de Dajabón es el que más visitantes recibe, con más de 25,000 personas, además de los puestos de Jimaní, Bánica y Pedernales, que son los principales puntos de comercio binacional del país.
Segundo mercado más importante
La funcionaria precisó que el intercambio comercial produjo US$529,213,835.72 en intercambio entre Haití y República Dominicana, con exportaciones por US$572,982,586.15, en valor FOB, según datos de 2014 e importaciones por US$1.7 millones para el mismo periodo.
“En total se estima que se mueven US$573 millones por año de los US$1,300 millones que el país le vendió a Haití en 2017”, afirmó.
Estévez indicó que como parte de los esfuerzos por promover la aplicación de las regulaciones en los mercados transfronterizos, el MICM ha requerido información sobre la relación actualizada de las licencias otorgadas a personas físicas y jurídicas y desarrolla acciones de control y vigilancia conjunta con el Ministerio de Salud Pública y Proconsumidor.
Adicionalmente, el MICM notificó a la Comisión de Defensa de la Competencia sobre el tema de pugnas por espacios y competencia desleal que se presentan en algunos mercados.
Retos en Jimaní
Algunos comerciantes manifestaron su preocupación por el desconocimiento de las mipymes de la zona sobre las oportunidades que presentan las legislaciones que favorecen el comercio transfronterizo, lo cual hace que sean las grandes empresas las que más aprovechan estos mecanismos.
También denunciaron que la zona fronteriza demanda infraestructura logística, en especial almacenes de depósito.
Marcos López, presidente de la Cámara de Comercio y Producción de Independencia, explicó que se proponen llevar charlas de orientación y apoyo a los socios de la cámara para corregir estas deficiencias.
En el encuentro también estuvieron presentes Maulis Pérez, encargado de Acceso a la Información del Ayuntamiento de Jimaní, y Ayamahil Francisco, analista de la División de Supervisión a Cámaras de Comercio y Registro Mercantil de la Dirección de Comercio Interno del MICM.
Con la tecnología de Blogger.